03 enero 2013

TORTELL DE REIS o ROSCON DE REYES




En Cataluña, se le llama Tortell de Reis , al Roscón de Reyes. Esta receta no es muy sencilla de hacer, hay que reconocerlo, pero vale la pena.

Es una masa de brioche rellena de mazapán y adornada con frutas escarchadas. La única "complicación" podría ser el brioche, pero ... con ésta receta, veréis que fácil resulta prepararlo.

La tradición cuenta que debe llevar una haba seca ( el que la encuentra paga el Roscón del año siguiente) y una figurita de rey (que será al afortunado en poder llevar la corona) .




INGREDIENTES para 8 Personas:

Para el brioche:

250 gr. de harina de fuerza
50 gr. de azúcar ó 0.16 gr de stevia en polvo ó 1 gr de sucralosa
3 gr. sal
1 huevo
25 gr. levadura fresca
25 gr. manteca de cerdo ( la podéis conseguir en vuestra carniceria)
1 sobre de azúcar vainillado ó las semillas de una rama de vainilla
60 ml de leche
Aceite de oliva

Para el relleno de mazapan:


1 barra de turrón de fruta (nuestro mazapán ya preparado, yo he usado uno para diabeticos )
1 polvorón de chocolate sin azucar
1 polvorón de canela sin azucar
1 polvorón de  estepa sin azucar
1 polvorón de almendra sin azucar

Para esconder dentro del tortell:
1 haba seca
1 figurita de rey


PREPARACIÓN:

Hay que preparar con antelación de al menos un día el relleno, pues es importante que el mazapán repose al menos 24 horas en la nevera para que la humedad disuelva bien el grano del azúcar.

Empezaremos separando la fruta del turrón que reservaremos para decorar el Roscón.

En un bol, mezclaremos el mazapán del turrón con los polvorones triturados con la mano, hasta conseguir una masa compata y homogénea.


Cuando ya la tengamos, le añadiremos la clara de huevo que le aportará un poco de humedad y poco a poco se dejará moldear.

Ya podemos dejarlo envuelto en papel film en la nevera hasta el día siguiente.


Ahora vamos a preparar el brioche :

Empezaremos batiendo el huevo y le añadiremos el azúcar vainillado .
Cuando esté bien disuelto, le añadimos el azúcar y la levadura desmenuzada. Yo suelo hacerlo con la batidora eléctrica para amasar,  de ésta forma no nos costará tanto disolver los ingredientes.

Ahora le añadimos la harina tamizada, la sal y la manteca de cerdo y seguiremos batiendo para integrar bien todos los ingredientes.

Seguidamente añadimos la leche y batimos un poco más, una forma de saber que tenemos la masa a punto es coger un trocito, estirarlo con los dedos y soplar , si se forma una burbuja como si fuera un chicle, ya está a punto.  Ya sólo tenemos que pintar la masa con la ayuda de un pincel, de aceite de oliva y la dejaremos reposar 10 minutos.

Pasado el tiempo de reposo, estiraremos la masa con el rodillo, si se te pega al rodillo la masa, espolvoréala un poco con azúcar glas, y sigue estirando la masa que deberá quedar con un grosor de medio centímetro como máximo, cuanto más fina mejor nos quedará.

Una vez estirada la masa, la rellenamos con la tira de mazapán que preparamos el día anterior, como si fuera un canelón,  tambien le podremos una haba seca y la figura del rey  o cualquier figurita lavada que podáis conseguir,  en lugares bien separados, eso sí, y lo enrollaremos y formaremos un círculo pegando bien los extremos .

Para terminar lo colocaremos en la rejilla de horno con un silpat o papel de horno, lo pintaremos con el huevo y decoraremos con la fruta del turrón que reservamos y dejaremos en espera.

Ya lo tenemos listo, ahora hay que dejarlo que suba de nuevo.

Un secreto de un amigo pastelero, es que para que suba más rápido ( si no tardaría unas tres horas ) podemos usar nuestro horno, lo que debemos hacer es poner dos dedos de agua en la bandeja honda del horno, poner el horno a 50º C y sólo con calor por abajo y cuando veamos que se forma vapor en nuestro horno y la ventana está empañada, ya podemos subir la temperatura a 190ºC dejar que el horno se caliente bien, unos 5 minutos, aunque depende de cada horno y ya podemos meter nuestro Roscón para cocinarlo con calor arriba y abajo  durante unos 15 minutos, procurando vigilarlo para que no se nos queme porque el brioche se hace muy rápido.

Cuando ya lo tengamos, lo sacamos del horno y podemos vaporizarlo o espolvorear con los dedos limpios con un poco de anís que le da un toque especial, eso a vuestro gusto, no es imprescindible y lo dejaremos enfriar para poder disfrutarlo.

Una vez frío, ya podemos servirlo, os aseguro que si seguís todos los pasos, veréis que no es complicado de hacer y aunque la tradición cuenta que es para el día de reyes, quitandole la figurita y la haba, añadiendo piñones en la decoracion en lugar de fruta escarchada es un postre muy resultón para cualquier época del año; incluso en los días de fiesta es común encontrarlo en pastelerías relleno de nata, crema o trufa y espolvoreado de azúcar glass.


Espero que os guste, salu2